miércoles, 13 de agosto de 2014

Lo confieso: soy un viajero (reposición)

Esta entrada se publicó originalmente el 21/05/10.


Desde pequeño he andado de acá para allá. Los primeros viajes largos eran entre Bilbao y Santiago. De la ciudad donde vivíamos a la cuidad de mi padre y a la aldea de mi madre a pasar el verano. Siempre en un seiscientos y siempre por la costa, bordeando el mar y pasando puertos de montaña. Crecí pensando que España era verde.

Luego fueron excursiones varias, campamentos de verano, viajes con mochila al hombro. Auto-stop, interrail, autobuses, algún barco. Luego llegaron los trenes rápidos, los coches cama y los aviones, a medida que el presupuesto lo permitía.

Primero Europa, luego América, algo de África y de Asia. He tenido la suerte de haber podido hacer la mayor parte de los viajes acompañado por gente del lugar y conviviendo con ellos. Tengo familia, amigos y colegas por medio mundo. La universidad ayuda.

En suma, he estado en estos países (me explayo un poco en los grandes o en los que he estado más veces o más tiempo).

Portugal, de arriba a abajo ya no sé cuántas veces;
Francia, País Vasco, Burdeos, Poitiers, París, Dijón, la Costa Azul;
Mónaco;
Reino Unido, Inglaterra y Escocia;
Italia, desde Ivrea hasta Brindisi;
Ciudad del Vaticano;
Alemania, Berlín y Dresden;
Holanda; Bélgica; Dinamarca; Finlandia;
Noruega, cuan larga es desde Narvik a Oslo;
Suecia, Estocolmo, Gotemburgo, isla de Oland, entre Lulea y Kiruna crucé el círculo polar, Sundsvall y los fiordos bálticos al norte de ella;
Rusia, Moscú y San Petersburgo;
Lituania; Hungría; República Checa;
Grecia, sus islas, con Creta reinando entre todas;
Yugoslavia; Eslovenia; Rumania;

Turquía, Estambul desde el mar es una de las maravillas sobre la tierra, en uno de los viajes me pasé un mes recorriendo la Anatolia y el Kurdistán;
Marruecos, Marrakech, donde están los turistas más felices que he visto en el mundo;
Túnez;
India, grandiosa y miserable, Delhi, Agra, Jaipur, Benarés, Bombay y una reserva de tigres a los pies del Himalaya;
Japón, Tokio, lago Ashi, Kioto, Osaka, Hiroshima, junto con la India, donde mejor he comido;

Canadá;

Estados Unidos, donde he vivido por siete años en diversos periodos, en Chicago, Philadelphia, estado de Nueva York y Los Ángeles; he visitado además los estados de Vermont, Massachusetts, Rhode Island, Nueva Jersey, Maryland, Ohio, Indiana, Michigan, Wisconsin, Minnesota, Iowa, Missouri, Tennessee, Georgia, Carolina del Sur, Florida, Louisiana, Nevada, Utah, Arizona y Washington DC;

México, donde he vivido un par de veces en el DF por seis meses cada una, además de otras visitas más cortas, todo el Valle de México, el Bajío, el tren de la Barranca del Cobre, Chihuahua, Baja California, Oaxaca, Veracruz, la Riviera Maya, Puerto Vallarta;

Panamá; Cuba; Haití;

República Dominicana, con una decena de visitas entre tres semanas y tres meses, de ahí es mi mujer, y ahí hemos pasado veranos y navidades, recorriendo toda la isla;

Perú, costa, sierra y selva;
Argentina, lo más al sur que he llegado;
Chile; Uruguay;
Brasil, Río, Sao Paulo y, entre ellas, al lado de la línea tropical, Paraty.

9 comentarios aquí.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------
Hace tres años en el blog: Hablar es gratis (2).
-----------------------------------------------------------------------------------------------------------

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada